18 diciembre 2009

Entre grima y rabia

Posted in Uncategorized a 21:21 por objetivolima


Aleluya, este año los más pequeños de la Casa Real nos felicitan las navidades. Todos le estamos muy agradecidos al rey porque nos trajo (¿?) una bonita democracia y además es súper campechano (que creo significa que aunque podría tranquilamente mirarte por encima del hombro no lo hace y además te da la mano y te habla y todo. A lo mejor hasta le puedes mirar a los ojos, eso no lo sé seguro.) Ahora en serio: vale que tengamos que vivir en un país que no permite a sus ciudadanos llegar a la cúspide del funcionariado, pero ¿por qué tenemos que tragarnos a su familia? Además, ¿nos toman por tontos o qué?  Seguro que el colegio que le estamos pagando a las meninas (¿se puede llamar así a las hijas de los Príncipes de Asturias?) es cojonudo y carísimo pero no me creo que a su edad tengan una letra tan clarita como la de la tarjeta que supuestamente firman. ¿Hemos pagado a un negro para que escriba por las meninas? El populacho quiere respuestas, John Charlie the First. Y menos niños pijos en tarjetas navideñas, que está la cosa mu mala.

Anuncios

1 comentario »

  1. Evelyn said,

    Hola, vaya que me he perdido de tus post…
    A leer un poco de tus historias que me gustan.. jejeje.
    Un beso.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: