21 noviembre 2010

Tres fragmentos

Posted in Uncategorized a 22:37 por objetivolima


1

¨Cuando uno está solo, cuando uno vive solo y además en el extranjero, se fija enormemente en el cubo de la basura, porque puede llegar a ser lo único con lo que mantiene una relación constante, o, aún es más, una relación de continuidad. Cada bolsa negra de plástico, nueva, brillante, lisa, por estrenar, produce el efecto de la absoluta limpieza y la infinita posibilidad. Cuando se la coloca, a la noche, es ya la inauguración o promesa del nuevo día: está todo por suceder. Esa bolsa, ese cubo, son a veces los únicos testigos de lo que ocurre durante la jornada de un hombre solo, y es allí donde se van depositando los restos, los rastros de ese hombre a lo largo del día, su mitad descartada, lo que ha decidido no ser ni tomar para sí, el negativo de lo que ha comido, de lo que ha bebido, de lo que ha fumado, de lo que ha utilizado, de lo que ha comprado, de lo que ha producido y de lo que le ha llegado.¨

2

¨- La dualidad tiene su raíz en la naturaleza. El cerebro está dividido en hemisferio derecho y hemisferio izquierdo, la corriente eléctrica es positiva o negativa, nuestra misma existencia es el resultado de seres humanos masculinos o femeninos. Es yin y yang.

– No estoy de acuerdo. La dualidad es una invención que parece ser cierta pero únicamente porque los ejemplos que citas comparten semejanzas superficiales que los hacen parecer duales porque nosotros los definimos en ese sentido.

– ¡Ah! Pero es uno u otro ¿no?

– Tomemos este ejemplo: hay dos tipos de personas en el mundo, las que rompen las cosas en dos y las que no.¨

3

¨Ser como la luz que a nada tiende
y lo acepta sin más y se complace
en esa alegría y ese gozo
no ya de ser sino de transcurrir,
de resbalar sin más por un agua sin fondo,
de carecer de centro de atención, de caer
o subir, de no fijarse,
de aprender a perder
la referencia inmóvil
de un punto visible o invisible
y de ser a la vez
la sucesión continua de esos puntos
y el movimiento del vacío
que es el espacio en cuyo fondo
siempre se produce
esa ceniza de nosotros mismos
que llamamos (y acaso es) la visión.¨

——

Todas las almas. Javier Marías.

Asterios Polyp. David Mazzuccheli. Traducción propia, libre y acelerada.

Pasos en la nieve. Jaime Siles.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: